Archivos

Marcapáginas fácil

Hoy estoy contenta, más que contenta, hiperfeliz, y la razón es que esta semana ¡he ganado dos sorteos!, ni más ni menos que dos, y quieras que no, ganar algo siempre alegre el cuerpo.

El primero que me notificaron fue que era una de las afortunadas en un sorteo que había organizado Mami Town, un canal interactivo sobre el embarazo y la maternidad para celebrar el Día del padre. El premio, era una Smartbox para que el papi y su retoño pasen un día juntos realizando alguna de las actividades disponibles en su ciudad, así que este año, ya tengo el regalo del día señalado arreglao. 

El segundo premio, tiene su miga. Era un supersorteazo a cuatro bandas, que organizaban otras tantas mamás blogueras para celebrar su primer cumpleaños en el mundo blogueril. Los premios eran varios lotes de productos, y esta mañana, esperanzada mientras leía sus post, terminé por felicitar a las afortunadas pensando que no había tenido suerte, que otra vez sería, ¡pero no! había leído mal, mi nombre (tan común que pensé que era de otra) sí que estaba en la lista de ganadoras, así que entre nervios y confusión contacté con ellas para salir de dudas, y siiiiiiiii, era yooooooo, así que orgullosa y feliz, pasé a ser más afortunada aún. Gracias por este premiazo a La Nave de V, Contras y Pros, En Paro Biologico y No es País para Madres. Te recomiendo que te pases por sus lugares para pasar un buen rato y aprender un montón.

marcapaginas 2

Pasos 2

Pasos 1

Pasos 1

Así que como puedes suponer, con tanto regalo, celebración y alegría, no me he preparado el post de hoy, c’est la vie. Dame un motivo de celebración y me olvido del mundo. Pero no pasa nada, porque siempre estamos a tiempo de hacer una manualidad fácil y útil, algo con lo que pasar un rato entreteniendo a los pequeños y que además, nos sirva para algo más que acumular polvo. Por eso, y despues de tanto rollo que no tiene nada que ver con el titulo del post (pero que comprende que tenía que agradecer y gritar a los cuatro vientos), te dejo con este tutorial casero réplica de los marcapáginas de Tally´s Treasure que tan de moda están últimamente en la red. Sólo necesitarás: cartulina, lápiz o boli, tijeras, pegamento y un papel que te guste (o pinturas o rotuladores si lo quieres hacer más artesanal). Como es taaaaan tan  fácil, te dejo las fotos que se explican por sí solas (aunque si tienes alguna duda pregúntame!). Como verás, yo hice uno con papel de regalo de Hello Kitty, sobrante de alguna celebración y otro pintado emulando a un monstruo devora libros, como el original de Tally´s. Deja libre tu imaginación y a probar nuevos resultados. ¡Feliz fin de semana!

marcapaginas 1

Resultado final

Anuncios

Carnaval

Esta es la semana de carnaval, la de desmelenarse y jugar a ser quien quieras o lo que quieras.
Siempre me ha gustado disfrazarme, desde niña he disfrutado de esta fiesta intentando contagiar a los que estuvieran a mi lado, así que es de suponer que al pobre Miniser le voy a hacer perrerías carnavaleras hasta que me lo permita.
La primera vez que le disfracé (en público, que en casa habíamos hecho nuestros pinitos) fue en las fiestas de mi barrio, el pasado septiembre. En ese momento acababa de cumplir seis meses, así que quería ponerle un disfraz cómodo para el pero que no por ello fuera soso o poco vistoso. Investigando un poco por la red, decidí que lo más práctico era disfrazar el cochecito y a el ponerle algún complemento que rematase el conjunto. La primera idea era hacer del carrito una carreta del oeste y con un pero vaquero y camisa de cuadros remataríamos el look. Pero en un momento de inspiración, pensé que ya que lo que buscaba era disfrazar el coche, que mejor que hacerlo de la furgoneta de papi. Lo mantuve en secreto, con la complicidad de los abuelos y algún amigo de confianza. Así, cada día, le decía mi Manfriend que estaba haciendo una carreta del oeste en casa de mis padres y en cambio, estaba tomando forma su furgoneta en miniatura, eso si, con la ayuda de mi padre que fue el artífice del vehículo.
Disfraz de papaLlego el día del concurso, y subi al Miniser a casa d los abuelos a ponerle el disfraz, dejando al papi tomando un café abajo. Cuando nos vio aparecer, el que esperaba una carreta del oeste, con una réplica suya en tamaño mini, se le humedecieron los ojos. No sabía q decir. Sólo por esa imagen de emoción en su mirada valió la pena el esfuerzo. Me hubiera gustado tener el paso a paso del disfraz, pero en aquellos días no me imaginaba que en un futuro cercano iba a escribir un blog.

Si tenéis oportunidad, os aconsejo disfrazar a los niños como alguien cercano, papa, mama, el abuelo o un amigo, alguien a quien queráis sorprender y emocionar.

Disfraz furgonetaCuando pase este fin de semana, habrá un post sobre la comparsa de mi barrio en la que participamos, la experiencia de vivir el carnaval con muchos niños y adultos, pero de momento no puedo, desvelaría el secreto de nuestro disfraz…

Un café con… Pinticienta

Hoy inauguramos nueva sección. Como indica el título, a partir de ahora cada semana me tomaré un café con alguien interesante, fascinante, con algo que aportar a nuestros pequeños, a nuestros corazones, a nuestras almas o a nuestra sonrisa. Y a tí te lo contaré aquí cada jueves.

Mi primer café ha sido con una creadora de ensueño y de sueños, una diseñadora de detalles cuidados. Inaugura esta sección PINTICIENTA. Pinticienta es un mundo de creaciones personalizadas, de sellos e ilustraciones que plasman lo que tu imaginación soñaba. Estela, que así se llama su alma matter, transmite vitalidad y optimismo, una dulzura alegre que queda reflejada en su obra. ¿Cómo surge Pinticienta? Pues surge del buen gusto por las cosas artesanales. Quédate a conocer su mundo de cuento…

Pintisello

Pintisello

Todo empieza en Surmavisión, la empresa de fotografía y diseño gráfico de la que es socia mi compañera de café. Ella es la parte del diseño y su socio un intrépido fotógrafo que sabe captar la esencia de lo que siente. Aunque a ella su trabajo la apasiona, hay algo a lo que no se puede resistir, a tallar a mano delicados sellos para hacer ex-libris. Y así comienza, a tallar con mimo y una gubia personales y únicos sellos para satisfacción de los amantes de los libros, de los apasionados detallistas, enamorados de lo artesano. Auténticas joyas empaquetadas en coquetas cajas, donde la marca de la casa queda patente en cada pliegue de papel. El tiempo pasa y su arte es más solicitado, muchos quieren tener su propia marca registrada, pero siempre realizada con ese aire mágico de Pinticienta. Así que ella comienza a ampliarse, como artista y emprendedora, dando opción a todos los bolsillos a llevarse un Pintisello acorde a su gusto, su edad, su vocación… Puede hacerte un sello personalizado con tu nombre, el logo que sueñas pero no sabes describir, incluso con tu propio retrato. Como siempre, el packaging es alegre y cuidado, para que desde la primera ojeada al embalaje sientas la seguridad de que tienes en las manos algo artesanal.

Arte y mimo

Arte y mimo

Pero los sellos no son sólo algo serio que hay que cuidar. Todo debe ser divertido, y Pinticienta lo sabe. Por eso, saca todo el provecho al color y a la imaginación en los talleres que imparte para niños. Espacios donde manipular el color, siempre con tintas libres de cloro, tiempos donde los más pequeños aprenden a estampar, a combinar ideas y colores, a expresar sus inquietudes artísticas con grandes estampaciones lavables y reutilizables para que la diversión no tenga fin.

Pinticienta es Pintisellos, y mucho más. Pintisella es ilusión, diversión e imaginación. Todo lo que imagines puedes empaquetarlo en la maleta y llevarlo a este mundo singular.  Una familia pidió una tarjeta de visita distinta, que reflejara su originalidad, y en este mundo encontraron la presentación perfecta de ellos mismos. Hay quienes viajaron allí para encontrar regalos originales, obras de arte diferentes a las que están en los museos y a la vez, más entrañables. Imagino la emoción que sentiría el afortunado al recibir estas láminas y verse convertido en personaje de cuento con su historia plasmada con cariño.

En este país de sueños, todo lo que imagines se puede ilustrar. Convierte a tu hijx en una ilustración a color, deja volar su imaginación al verse identificado con un sueño que ha sido plasmado en pape, en vinilo para decorar su habitación y que le acompañe en sus juegos, en un recuerdo que todos puedan disfrutar al regalarles originalidad en las invitaciones de bautizo, de comunión,o ¿por qué no, de tu propia boda? Regala ternura y marca la diferencia con la historia que quieras contar, con el skyline de una ciudad que hasta ahora sólo era posible en tu corazón. comunion1.pinticienta  

Acude a Pinticienta, e ilustra tus sueños.

Pincha aquí para viajar a su mundo y síguela en Facebook en este lado.

papelería Cris 3letreros kyke copiasello boda 3 pinticienta

Historia de dos ciudades

Marioneta improvisada

Ayer, por una sucesión de recuerdos algo inconexos, vino a mi memoria un juego que me arrancó una sonrisa. Se trata de cómo, con algo tan simple como dos guantes, de pequeña pasaba la tarde con una amiga jugando y creando personajes. Así que hoy me he embarcado en la tarea de enseñarte (o por lo menos intentarlo) de qué manera creábamos  en menos de un minuto una marioneta improvisada.

Desde ahora pido perdón por el video. Es la primera vez que hago algo parecido. He tenido que hacer una tesis doctoral para editarle y otra para crear una cuenta en Youtube y poder subirle, aunque quien sabe, lo mismo le cojo gusto y termino haciendo una entrega por volúmenes: Cómo entretener a un niño en las tardes de invierno. Aquí tienes mi ópera prima, vale reírse lo que quieras y más…

http://www.youtube.com/watch?v=PAgwxkAtTI0

Por si acaso no se ve bien, te explico los pasos detalladamente:

  1. Coge dos guantes, normales, de los que usas para el frío. Mejor si te quedan a tu medida y no como a mi en el video, que cogí prestados unos en ese momento y me quedan pelín grandes.
  2. Para que sea más fácil, comienza por el que será la cabeza del muñeco. Dobla cada dedo del guante hacia la palma, y luego, dobla hacia arriba la parte (normalmente elástica) que quedaría en la muñeca. Hazlo como si doblases un calcetín o cmo si quisieras dar la vuelta al guante, pero dejando parte del doblesçz de los dedos fuera.
  3. Atraviesa con el dedo corazón de la mano que vayas a usar como cuerpo (derecha si eres diestrx, izquierda si eres zurzx) el hueco que se ha formado entre los dobleces de los dedos doblados. Como si fuera un túnel. Procura meter hacia dentro los dedos si se salen y ajustarlo de manera que no se desmonte al atravesarlos con el corazón. (Es mejor que lo hagas con la mano dominante, la que vas a usar de cuerpo, desnuda)
  4. Te pones en la mano derecha (o izquierda si eres zurdx) el guante que está sin usar.
  5. Atraviesas de nuevo el túnel de los dedos envueltos, pero esta vez con el guante ya puesto. Ajusta bien para que no se desarme.
  6. En la mano que te has puesto el guante, haz que toquen el dedo pulgar y el meñique. Ahora, dobla la muñeca del guante hacia arriba hasta que tapes estos dos dedos.
  7. ¡¡Y Listo!! Ya tienes un muñeco juguetón que hará las delicias de los pequeños.